• subidaveleta@gmail.com

LA SUBIDA

  Entre Granada y Sierra Nevada existe la carretera más alta de Europa y a través de ésta ruta se organiza la carrera atlética de subida “considerada la más dura del mundo”.

  Sierra Nevada es una cordillera de la región Andaluza que se distingue por albergar los puntos geodésicos más altos de la Península Ibérica como el Mulhacén o el Veleta, este segundo es el principal referente de esta historia.

  La primera noticia gráfica reflejada en la prensa que se conoce de un atleta con pretensiones de subir corriendo a Sierra Nevada data del 11 Marzo de 1983 en donde se narra que un granadino de Maracena “Enrique Carmona” tenía el propósito de subir y bajar corriendo de Granada a Sierra Nevada, aunque esto no se llegó a realizar, se corroboró más adelante esta intención demostrándose que fue el único participante en finalizar veinte ediciones consecutivas en el evento en cuestión.

  Fue  por la estación veraniega de 1985 cuando tres granadinos y un valenciano realizaron la odisea de coronar el 2º pico más alto de la península, se trataba de José Miguel Marfil, Manuel Vázquez, José Martínez, y Fco. Fernández, estos cuatro magníficos maratonianos, iniciaron la subida a las seis de la mañana desde el Paseo del Salón de Granada por la carretera vieja, con el apoyo del Club Ciudad de Granada que les facilitó el avituallamiento.

El propósito se realizó  y gracias a la hazaña que realizaron los cuatro magníficos maratonianos, en la actualidad se consolidó el gran reto de la Subida Granada-Pico Veleta.

Este precedente dio paso  a la organización de ediciones contiguas dirigidas por José Maldonado, secretario del C. Ciudad de Granada, durante los años 1986 al 1989, pero no encontró recursos suficientes para la celebración de la siguiente edición, y comunicó en los medios la suspensión de la carrera en la víspera de la celebración en 1990.

  Fue entonces cuando corredores que ya habían participado antes y estaban entusiasmados con la subida conocieron la noticia de la suspensión y se pusieron en contacto telefónico con Enrique Carmona que era también participante desde la primera edición competitiva en 1986 y además había fundado un nuevo Club granadino el “Atletismo Maracena”. Estos le rogaron para que E. Carmona se hiciera cargo de la organización, le manifestaron que esta carrera no podía desaparecer, que sí no había presupuesto correrían sin premios y al llegar a la meta se darían un fuerte abrazo y tan felices por la conquista.

  Estas palabras calaron hondo en quien suscribe esta historia, el cual a partir de ahí cogió el relevo y la responsabilidad de la organización y continua, como nuevo impulsor, hasta la actualidad.

                                                                                                                                                 Enrique Carmona Herrerías